viernes, 2 de mayo de 2008

A mi fiel amigo. Poesía



A MI FIEL AMIGO

Tórrida tarde donde tu fresca vejez concluye,
sol enlutado en mi sueño eternamente,
observado por la luna entre las nubes,
ocaso de muerte que golpea y te retiene.

Tus ojos, como terciopelo de esmeraldas,
mirada triste en tu enésima caída,
“ muerte digna “, hacia lo eterno desconocido,
libre al fin, última página de la vida.

Estremecido estoy de tu dolor,
inmenso donde lo humano duda,
nos separan circunstancias, compañero,
aunque muerto vives, pues perduras.

Descansa en paz, mi fiel amigo,
el firmamento es testigo de una estela,
bajo el olivo que da cobijo a tu cuerpo,
sueña tranquilo, junto a las estrellas
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada